4fbb8261-d1ca-4640-8e43-5a25160e0d29

Pacenti: “No ha sido un año como para sacar buenas conclusiones pero pudimos sobrellevar la pandemia de la mejor manera”

Chichinales – Finalizado el 2020 y con la pandemia y sus consecuencias como denominador común, los intendentes del circuito realizaron un balance de lo que fue el año pasado e hicieron una proyección del presente 2021. En este sentido el Intendente de Chichinales, Alberto Pacenti, comentó que el año que pasó obligó al Municipio a tener que reinventarse a partir del cambio de prioridades y que incidirá de cara a lo que se proyecta y se desea para el 2021.

“Lo que nosotros proyectamos y lo que después resultó el año fue bastante distinto. La pandemia nos hizo cambiar un montón de cosas sobre la marcha, las prioridades iniciales quedaron en un segundo plano y fueron reemplazadas por otras, las cuales fundamentalmente pasaron a estar ligadas a sobrellevar la situación financiera debido a que lo económico también cambió”, manifestó el jefe comunal. En este sentido mencionó como ejemplos la caída en el consumo, especialmente durante la primera etapa de la cuarentena, y la significativa baja de la coparticipación, “que llegó a ser de hasta un 50 % menos”, dijo.

Pese a tales dificultadas el titular del Poder Ejecutivo del Portal del Valle destacó el hecho de haber logrado equilibrar las cuentas de las arcas municipales, “sobre todo, a partir de haber recibido un Municipio con dos vueltas atrás por tener 5 millones de cheques para adelante, más de 2.5 millones de pesos en deudas con proveedores, un Plan Castello que tuvimos que empezar a pagar en diciembre y por una obra que no se había hecho (por el asfalto de avenida Comahue y calle La Flora) y por la cual se seguirá teniendo que pagar”, enumeró.

A partir de que tener que priorizar los más urgente y lo que la sociedad demandaba a raíz de la pandemia, llevó a que el Municipio se tuviese que reinventar y dejar de lado temas que formaban que se proyectan a fines del 2019 para este año como más asfalto, el armado de una planta de bloques y adoquines, “la cual además de generar trabajo iba a dar posibilidades de mejorar calles y veredas”, señaló.

“Lamentablemente por la pandemia muchas de las cuestiones que se proyectaban no las hemos podido hacer ya que también tuvimos que afrontar una administración con escasez de fondos”, agregó.

A la hora de destacar algunos logros reiteró el equilibrio de las finanzas y el pago de sueldos, mencionó la compra de un tanque para el riego de los caminos, el pago de las cloacas para Villa del parque y distintas obras de agua que eran necearías para la localidad y el éxito de una nueva edición de la Fiesta del Gaucho.

“En general no ha sido un año como para sacar buenas conclusiones pero lo principal es que en el tema de salud hemos podido sobrellevar la pandemia lo mejor posible”, señaló en otro momento de la entrevista. En este sentido destacó el trabajo en conjunto con bomberos, policía y personal de salud pública, como así también todo aquel vecino que siempre acompañó con el pago de las tasas o con distintas actos de solidaridad, “soy un agradecido de la comunidad que tenemos”, remarcó.

También se refirió a la sorpresa que le generó durante la última parte del 2020  tener que afrontar el pago de las dos cuotas del Plan Castello, las cuales se proyectaba abonar en el 2027, a la frustración de no haber recibido una mayor asistencia por parte del gobierno nacional y provincial. En relación a esto último dijo: “Desarrollo Social de Provincia no aportó nada”.

Al momento de tener que proyectar este 2021 los objetivos giran en torno a concretar lo que no pudo ser en este año, “pero en primer lugar el deseo pasar por el hecho de que todos tengamos salud y también trabajo porque es esto último lo que dignifica y nos salva. Además espero que todo podamos entender que esto no terminó y que la mejor manera de sobrellevar esto es cuidándonos”, concluyó.