apertura Vendimia (5)

Una nueva edición de la Vendimia está en marcha

Ayer comenzó la 39º edición de la Fiesta Provincial de la Vendimia en Villa Regina. La apertura oficial se desarrolló en el patio del Consorcio de Riego, donde quedó habilitado el patio enogastronómico que funcionará durante las tres jornadas con la participación del sector bodeguero, la Universidad del Comahue y la Oficina de Turismo municipal.

El intendente interino José Rayó acompañado por el gobernador Alberto Weretilneck, legisladores, intendentes y otros funcionarios encabezaron el acto.

“Quiero agradecer a las instituciones intermedias la participación y el compromiso, y también a las bodegas que trabajaron para esta Fiesta de la Vendimia. Agradezco el acompañamiento del señor gobernador, los intendentes y legisladores provinciales. Cuando hablamos de Vendimia, ya tiene un sello característico y es el de Villa Regina. En la historia de la humanidad, en las distintas culturas, los distintos pueblos, las distintas ideosincracias, en las distintas costumbres, el vino ha estado acompañando todos los eventos y ha estado en la mesa de todos los habitantes del mundo”, manifestó Rayó.

Agregó que “esta bebida que hace bien a la salud y alimenta el espíritu, siempre ha estado presente”.

Seguidamente, Norberto Girardelli, en representación del sector bodeguero, manifestó que “la vitivinicultura en Río Negro tiene una historia tan rica y tan larga. En la década del ’60 llegó a tener 17.000 hectáreas y hoy tenemos 1.700, con una gran diferencia. En aquel momento priorizábamos el volumen sobre la calidad y hoy es al revés. En Río Negro elaboramos vino de una calidad excepcional que no tiene nada que envidiar a los vinos de otras zonas productoras”, manifestó.

Agregó que “tenemos otra característica, que se trata de una vitivinicultura esencialmente familiar, donde no hay concentración. Las 1.700 hectáreas están distribuidas entre un universo de productores, elaboradores y bodegas”.

“Sólo nos falta una cosa, que es lo que hoy me atrevo a pedir. Con esas 1.700 hectáreas, en la provincia estamos elaborando una cantidad de litros que no llega al 50% de lo que consumimos. Así y todo tenemos problemas para vender. Lo que nos está faltando es la recuperación del sentido de identidad y pertenencia. Si los habitantes de esta provincia, todos, consumieran nuestros vinos, no nos alcanzaría. Seguiremos trabajando en pos de esa mejora de comercialización”, señaló.

Finalmente, el secretario de Fruticultura Carlos Banacloy indicó que “la vitivinicultura, al igual que la fruticultura, en algún momento tiene que hacer una revisión y pensar que siempre del otro lado del mostrador hay alguien que está esperando nuestros productos. Podemos decir que tenemos los mejores productos enológicos y podemos competir en las mejores canchas del mundo con nuestros vinos”.

“Tenemos productos que vale la pena mostrar, vale la pena que se asocien, que estén vinculados a la gastronomía. Hay que generar sentido de pertenencia. Tengo una buena noticia de parte del ministro, se va a volver a inyectar fondos dentro del fondo vitivinícola. Quiero destacar que la vitivinicultura se acostumbró a sobrevivir sin pedir nada gratis y sin pedir subsidios y es un punto de inflexión que la pone más fuerte sobre muchas de nuestras actividades”, destacó.

Durante la apertura se reconoció la participación de las entidades e instituciones que participan de la organización y al sector bodeguero. El cura párroco procedió a la bendición de los frutos, cerrando con el brindis tradicional.

Comentarios de Facebook